Nelly Cárcamo: «Los 50 años deberían estar a cargo de alguien sin ambigüedades»

La osornina Nelly Cárcamo, presidenta de la Unión de Ex-Prisioneros Políticos de Chile (UNExPP), conversó con El Sureño, a propósito de los cincuenta años del golpe. Esto, tras firmar la carta que pedía la remoción de Patricio Fernández como encargado de aquel hito por parte del gobierno. Finalmente, este miércoles, fue el mismo Fernández quien renunció al cargo.

Para Nelly Cárcamo, «que estén allí ubicadas personas que on tan ambiguas en sus declaraciones, dan lugar a pensar cualquier cosa. Este caballero ha estado de alguna manera, no con claridad rechazando o diciendo que el golpe de Estado es algo que nunca debió ocurrir. Todas sus declaraciones son tremendamente ambiguas, porque tengo la sensación que ideológicamente él por eso lo dice».

«Cuando el gobierno instala a personas de ese calibre en estos cargos es de verdad muy preocupante. Ahí se sigue viendo en este gobierno que sigue la línea de lo que hicieron los gobiernos anteriores. No fueron, en el fondo, gobiernos que se la jugaron por la justicia. No fueron gobiernos que se la jugaron absolutamente contra el negacionismo», agrega la dirigenta como crítica.

Cárcamo asegura que esperaba más de este gobierno respecto de la conmemoración del medio siglo desde el golpe y la dictadura. «Una se empieza a dar cuenta que instalan en esos cargos a personas que ideológicamente tienen alguna cercanía, incluso, con estos sectores reaccionarios. Estos sectores que de verdad nunca, de corazón, han rechazado el golpe de Estado. Al contrario, siempre le andan buscando justificación, siempre lo relativizan, casi como un mal necesario», afirma.

Revictimización

El puesto ya no será ocupado por el ex director de The Clinic. Ahora el gobierno deberá designar a quien tome su lugar. Nelly Cárcamo tiene claro el perfil que debiese tener esa figura. «Debe ser absolutamente una persona que sea intrínsecamente democrática. Que no acepte ni justifique por ninguna razón un golpe de Estado. Que no acepte que después que se desate la violencia en contra de sus compatriotas, que se victimice a tanta gente por nada», dice.

Y añade que debería ser «una persona que tenga una posición absolutamente clara y no ande con ambigüedades. Cuando empiezan con esas cosas, lo único que puede hacer es indignarse, aparte de que todos nos sentimos revictimizados con estas cosas. Entonces es muy delicado, deberían tener mucho criterio para poder definir en estos cargos a las personas que van a quedar ahí».

Además, para Nelly Cárcamo existe una injusticia por parte del Estado al no hacerse cargo de una solución política con las víctimas. «Prácticamente el Estado y el sistema obliga hoy día a la gente a judicializar.¿Cómo no se van a dar cuenta? Juicio de demanda civil que les ponen, los jueces condenan al Estado y tienen que pagar. Entonces, ¿por qué se comportan como un mal deudor? A mí que no me vengan y que digan que no hay dinero en este país. Nosotros vemos cómo los dineros se triangulan para todos lados. Vemos todos los Paco Gates y todas estas sinvergüenzuras que han cometido tantos y tantas. Es de verdad un crimen lo que están haciendo de nuevo con las víctimas», apunta.

Diálogo con el gobierno y alza de la ultraderecha

La dirgenta de la UNExPP aclara, eso sí, que durante este gobierno ha existido, al menos, la disposición de dialogar con las agrupaciones. «En este momento tenemos algún grano de diálogo y eso es algo que nos alegra. Tenemos unos juicios en la Comisión Interamericana (de DDHH) y el gobierno nos ha notificado que tienen disposición a hacer una negociación para una solución amistosa. Esa voluntad no la tuvieron los gobiernos anteriores», reconoce a El Sureño.

En ese contexto, dice que las víctimas están esperanzadas en, por fin, terminar esos juicios internacionales. «Han sido eternos, primero en Chile, en la justicia internacional y ahora estamos en un proceso que podría dar solución a tantas miles y miles antes de que determine la Corte. Eso puede llevar un par de añitos más, no sabemos cuánto más, pero bueno. Si el Estado de Chile es decente, se adelanta, negocia y da solución, es una buena muestra de mínima decencia. Por supuesto que nosotros lo agradecemos, lo consideramos y lo reconocemos», precisa Cárcamo.

Nelly Cárcamo también tuvo palabras para la arremetida de la ultraderecha en los últimos años. El Partido Republicano tiene una alta presencia en el Congreso y mayoría en el Consejo Constitucional. «A mí no me extraña para nada, porque todo lo que se ha hecho ha sido sistemático para encubrir. Que en el fondo nunca se haya tenido una actitud política de rechazo a esos personajes funestos que. Muchos de ellos, habiendo participado en crímenes de lesa humanidad, ocupaban cargos en el parlamento y despotricaban en contra de las víctimas. Entonces, ¿de qué se extrañan hoy día?», afirma tajantemente.

Y para ella existen responsables de aquello. «Yo hago responsable a la Concertación y a la Nueva Mayoría de todo eso. Que su forma de hacer política, su forma de llevar el tema de los derechos humanos, llevó a esto. Ellos le pavimentaron y le están pavimentando hasta el día de hoy el camino a la derecha. Son ellos, porque nunca hicieron lo que correspondía hacer».

Querellas en la región

A fines de marzo, desde la UNExPP, en conjunto a la ONG Defensoría Comunitaria, se presentó la primera tanda de querellas de víctimas de la dictadura en Los Ríos y Los Lagos. Actualmente se preparan más de estas acciones judiciales.

«Hemos tenido avances importantes, porque, además, se nos están uniendo muchos otros abogados jóvenes que están dispuestos a ayudarnos. Ya no solo con los abogados de Valdivia y de Osorno, sino con abogados de Temuco, de Concepción, San Antonio. Son profesionales jóvenes que se han conmovido con esta noble tarea que nosotros hacemos y esta lucha tan larga que llevamos.Esto no es un trabajo político, es un trabajo absolutamente humano», asegura.

Consultada por el mensaje que puede entregar a las nuevas generaciones, Nelly Cárcamo es clara y precisa. «Nuestra lucha no es solo por el pasado, ni es por el presente, solamente. Es, por sobre todas las cosas, por el futuro, porque nosotros queremos entregarle un país mejor a estas nuevas generaciones», explica.

«Hasta hace un año, un año y medio, dos años atrás, estábamos luchando solos. Hoy día tenemos un buen escuadrón de abogados y ellos mismos están invitando a otras personas. Eso nos da esperanza de que van a ser las nuevas generaciones las que van a tener la responsabilidad de cambiar esto», dice la dirigenta.

«Lo único que le podemos decir es que dimos la pelea, luchamos, hicimos lo posible, hicimos lo que estaba en nuestras manos para entregarles a ellos una sociedad mejor», reivindica para terminar la conversación.

Nelly Cárcamo junto a abogadas de la Defensoría Comunitaria presentando querellas por casos de violaciones a los DDHH en Los Ríos y Los Lagos